Marcas frente a la crisis

La crisis afecta en menor medida a las marcas de lujo a nivel global… y es que el target de clase alta, consumidor con un gran poder adquisitivo no deja de comprar aunque haya tiempos de crisis. Su economía se ve menos afectada que la del ciudadano de a pie, es posiblemente este último con unas ventas probablemente residuales el que deja de comprarse el capricho de marca.

Hace poco leía que H& M ha experimentado un crecimiento del 6% interanual en ventas desde el año pasado al 2008, aunque con mayor numero de tiendas inauguradas en los últimos 12 meses, con lo que alcanzar el budget fijado en BP (business Plan) iba a ser casi imposible. Contando el mismo número de tiendas abiertas el año pasado y este solo habian crecido un 2% en ventas.

En otro medio de información del sector comentaban sobre las previsiones de ventas de Burberry y los datos eran espectaculares ya que subieron un 13% en el primer semestre, llegando a alcanzar un valor de 690 millones de euros. Si analizabamos los mercados geográficamente, encontrábamos resultados positivos en Norteamérica y Europa, salvo en España, donde se prevé que las ventas bajen un 12% en el segundo semestre y es que la crisis se agudiza. Hubiera sido interesante conocer cual de sus segmentos experimenta más la crisis, ropa, perfumes, complementos, niños, baño …

Muchos de estos 690 millones de beneficios se deben no solo a la apertura de nuevas tiendas, franquicias y outlets sino que también participan en este incremento las mejoras en las cadenas de suministro, la renovación de sus colecciones icono de la firma y de sus accesorios. Está claro que el mundo del complemento ya sea de lujo o con precios más populares triunfa en esta época de crisis, como afirmaba en algún post anterior, incluso Inditex apuesta por este segmento.

La crisis afecta a la moda

El consumo de moda acumula un descenso del 5,3% en los primeros 7 meses del año y la crisis ha empezado a traducirse a cifras concretas, según un estudio del Worldpanel Fashion de TNS. Las empresas de prendas de vestir han ingresado 580 millones de euros menos que en el mismo periodo de 2007. Ante esta evolución de las ventas, el pequeño comercio ya ha augurado una temporada de otoño-invierno difícil

La compra de ropa ha llegado a una caída que va del 2,5% en el primer trimestre al 9,9% en el segundo, en términos de valor. De este modo, el sector cerró el primer semestre del año con una caída del 5,9% en valor y del 2,4% en volumen.

Mayo y Junio han sido los peores meses en cuanto a la demanda de prendas de vestir, debido entre otras causas, a las malas condiciones meteorológicas. Además, según se señala en el estudio, a lo largo del segundo trimestre se vieron afectados especialmente los artículos de:
– moda masculina (-14,3%)
– infantil (-12,9%)
– ropa femenina (6,2%)

En Julio la caída fue menor (2,1%) debido a la temporada de rebajas que amortiguó la caída.

Ante este panorama de descenso en el consumo, los pequeños comerciantes dirigen su comunicación al consumidor para solucionar este problema con anuncios que van desde «rincón de oportunidades» a «zona outlet» en la propia tienda y las grandes compañías como Inditex dirigen su estrategia concentrando sus esfuerzos en la apertura de tiendas de la marca económica «Lefties» y de complementos «Üterque»para afrontar la crisis.

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.